Niños en la cocina

Lo sé. Habrá quien al ver estas fotos quiera denunciarme al DIF. Sé que los cuchillos son peligrosos, que hay que manipularlos con mucho cuidado, que pueden provocar desde heridas leves hasta otras de mayor gravedad. Entonces, cómo es que Mateo aparece en las fotos utilizando un cuchillo. Les explico.

A mí me encanta cocinar, de verdad disfruto mucho el tiempo que paso en la cocina y es el único lugar donde no me acosa el remordimiento de la tesis que tengo esperando en la computadora :p; desde que nació Mateo me las he ido arreglando para cocinar teniéndolo cerca, nunca pude simplemente dejarlo en una sillita amarradito o en el corralito e irme a la  cocina, creo que es muy importante integrar a nuestros hijos a las actividades que realizamos, dejarlos participar, aunque esto signifique tardar el doble de tiempo o que lo que estamos haciendo no quede tan perfecto como esperábamos, escuchar sus preguntas, ver sus caras de sorpresa o de concentración, dejar de hacer la diferencia entre actividades de niños y actividades de adultos.

Cuando Mateo era bebé me lo ponía a la espalda en el rebozo al cocinar, los primeros meses se dormía todo el rato, pero conforme crecía yo notaba como estiraba su cuello sobre mis hombros para alcanzar a ver lo que yo estaba haciendo. Luego lo empecé a sentar a mi lado en la periquera, después sobre la cocina y así me ayudaba pasándome la verdura que seguía para picar. Obviamente, iba a llegar el momento en que ya no quisiera ser sólo espectador, entonces fui dejándolo que me ayudara a aplastar los botones de la licuadora, a partir los huevos (¡esto lo aprendió muy chiquito!), a ponerle azúcar a las aguas de fruta, a echar los ingredientes en la bandeja cuando horneamos algo, a sostener al batidora, etc., muchas pequeñas actividades que para él son grandes acontecimientos. Y claro, un día de esos me pidió partir algo con el cuchillo, me sentí insegura de principio pero traté de no transmitírselo, le expliqué cómo lo hacía yo y dejé que lo repitiera.

Es importante elegir un cuchillo adecuado, el que Mateo usa es pequeño pero tiene sierrita así que hay cierto riesgo; y también que lo que vaya a cortar sea blando y fácil de rebanar.

Por lo pronto, él se siento muy orgulloso de encontrar en la sopa o el guisado que se come la verdura que él partió. Además, por muchos años las labores de la cocina en los hogares han sido exclusivas de las mujeres, esta es mi forma de que mi hijo varón rompa ese patrón y que cada vez más hombres disfruten de pasar tiempo en la cocina.

Su atuendo de chef cuando ayuda en la cocina :)

Su atuendo de chef cuando ayuda en la cocina 🙂

Anuncios

6 comentarios en “Niños en la cocina

  1. Adriana: Te felicito por tener la paciencia de guiar a tu hijo en las actividades culinarias; ahorita estás invirtiendo tiempo, pero a la larga tu vas a ser la principal beneficiada al tener un chef en casa. Saludos. Reyes.

  2. SI ESO ES BONITO QUE TE AYUDEN EL MIO ES DE LA MISMA EDAD QUE MATEO Y LE ENCANTA CUANDO VA A DESAYUNAR HUEVOS EL LOS REVUELVE Y LES PONE SAL AL IGUAL HACER HOT CAKES JEJEJE

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s